Una de las claves más importantes de la gestión médica y a la hora de montar un negocio es saber mantener la fidelidad de tus pacientes. Sin embargo, muchas veces se escapa de nuestras manos porque nos centramos en captar a nuevas personas, olvidándonos de aquellos que ya son nuestros pacientes. Por eso, nos vamos a centrar en darte algunos trucos y consejos para tu estrategia de fidelización una clínica dental.

Cómo fidelizar a tus pacientes

Es importante especificar que una estrategia de fidelización puede tener dos vías. Por un lado, puedes mantener a tus pacientes mediante la lealtad, basándote en la confianza y el compromiso de tu empresa hacia el paciente. Y, por otro, puede ser a través de recompensas, ofreciendo al paciente un incentivo puntual.

Pero algo que tienen en común ambas es que tratan de mantener a los pacientes creando una cartera fiel duradera. De este modo, se logra un crecimiento de la empresa. Por tanto, en este sentido, es importante la relación que mantengas con los que ya confían en ti.

Trucos para una estrategia de fidelización

1. Construir una relación prolongada

Muchas empresas limitan sus objetivos para conseguir nuevos pacientes. Sin embargo, el pilar básico es hacer ver a los ya existentes que pueden confiar en tus servicios y mantener una buena relación con ellos.

2. Conseguir una buena experiencia

Además de que el paciente esté satisfecho con su producto y/o servicio, es fundamental que su experiencia con la empresa sea favorable. Que se preocupen por él desde dentro del negocio supondrá la diferencia de que esté contento con tus servicios como clínica dental, a que esté encantado con el personal.

Hablar con el paciente de lo que se podría mejorar o qué aspectos destacaría de la empresa no solo ayuda a tu negocio a solventar las debilidades. También, a que esa persona note que te importa su opinión. Asimismo, que reciba un trato amable, respetuoso y, sobre todo, profesional por parte de tus empleados es fundamental.

Evaluar su experiencia tanto antes de la cita como durante y después también dará una buena imagen de tu negocio. Tampoco te olvides de no hacerle perder su tiempo. Que las citas sean puntuales y que se le atienda lo más rápido posible es una cuestión básica.

3. Diferentes pacientes, diferentes necesidades

No debes olvidar que cada persona es única y esto también se ve reflejado a la hora de fidelizar a los pacientes. Si quieres mandar un mensaje a todos tus pacientes, puede ser de manera general en caso de proporcionar una información válida para todos. No obstante, no olvides que cada paciente tiene que tener una atención personalizada adecuada a su caso.

No puedes tratar de la misma manera a aquella persona que necesite una ortodoncia que a aquel que venga por un dolor de muelas. Esto ayudará a crear un vínculo más unido, ya que el paciente notará preocupación especial hacia él.

Estas son las claves más importantes que te ayudarán a mantener el vínculo con tus pacientes y, por tanto, que la confianza crezca y quieran quedarse contigo.